La industria marítima se encuentra inmersa en la era digital, lo cual cambia por completo todo aquello que antes se realizaba en formato papel por procesos digitales más eficientes. Pero de todas formas, ciertos intercambios de información no han sido alcanzados por esta transformación, ¿cómo podemos solucionarlo?

 

La integración de sistemas en la logística marítima actualmente es partícipe de casi todas las tareas que se realizan día a día. Esto se debe a que va tomando cada vez más importancia en un escenario donde la digitalización y la automatización avanzan a grandes pasos. 

Si bien es cierto que muchas tareas de la industria ya han sido automatizadas y digitalizadas, existen otras que todavía se realizan manualmente. En parte, debido a la falta de estandarización de las terminologías y a la falta de integración de aquellos sistemas utilizados en una transacción comercial. 

 

Formas más comunes para integrar sistemas en la logística marítima

 

Como usuarios, las utilizamos a diario sin darnos cuenta. Éstas son:

 

  1. Intercambio Electrónico de Datos (EDI)

Se trata de un sistema -el más popular y extendido- que permite el intercambio de datos estructurados de forma efectiva de un sistema informático a otro. Los formatos electrónicos estandarizados permiten que los sistemas informáticos procesen la información sin esfuerzo. 

La sencillez y la eficiencia son los principales beneficios, pero también ofrece una disminución de las posibles discrepancias que podrían ocurrir durante el envío, la recepción o la interpretación de los diferentes documentos comerciales que se intercambian en la logística marítima. Asimismo incluye la posibilidad de que las empresas puedan enviar grandes cantidades de documentos en una sola transferencia.

Además, el sistema está configurado para proporcionar acceso únicamente a usuarios autorizados predefinidos, por lo que es una de las formas más seguras de enviar documentos.

 

  1. Interfaz de programación de aplicaciones (API)

Es un conjunto de instrucciones y estándares de programación para acceder a aplicaciones basadas en la web, que facilitan la relación entre dos aplicaciones para el intercambio de información o datos. Así, una utiliza información de la otra sin dejar de ser independientes y esto supone la estandarización de las comunicaciones entre ellas.

Su uso resulta beneficioso para la comunicación fluida y la integración entre sistemas diferentes sin la intervención de usuarios, pero mejorando sus experiencias significativamente. Además, la transferencia de los datos ocurre en tiempo real por lo que el uso de las APIs logra eficiencia al disminuir el tiempo que lleva el intercambio manual de información. 

 

Ambas herramientas tecnológicas permiten la adaptación al cambio a la vez que impulsan la innovación y el desarrollo de nuevas ideas para potenciar la industria. Cada vez la transformación digital se apodera más de la logística marítima y esto es inevitable. Por eso, en Cargofive estamos ayudando e impulsando a aquellos freight forwarders dispuestos a ser parte de la evolución de la industria, a través de la digitalización de uno de sus procesos principales: el pricing.